Buscar este blog

viernes, 17 de septiembre de 2010

Ciudad


Ciudad que duermes los sueños de un ocaso
ciudad  que esperas promesas de un acaso
ciudad tranquila, serena, conciliada
que espera inerte la última estocada.

Ciudad que guardas tu última promesa
ciudad que pones tu pan sobre mi mesa
ya no recuerdas la paz que atesorabas
cuando paseabas, paseabas y paseabas.

Ciudad de lunas quitadas al celeste
ciudad desnuda curtida por la peste
a dónde van tus llantos de papel
de dónde vienen tus risas de oropel.

Ciudad pujante, vibrante, arrolladora
con prisas siempre, volando a toda hora;
ciudad soberbia y falta de energía
sudando sangre, terror, melancolía
y respirando el humo de automóviles
en dónde están los sueños que; inmóviles,
nos prometías antes de haber nacido.
A dónde fue tu suelo prometido…

No hay comentarios: